Orban, ¿el Chávez europeo?

Fecha:20/01/2012
Autor: Alvaro Vargas Llosa

Daniel Cohn-Bendit, el líder de los Verdes en el Parlamento europeo, comparó el miércoles a Viktor Orban (1), el primer ministro húngaro cuya deriva autoritaria la Unión Europea intenta frenar, con Fidel Castro y Hugo Chávez. La comparación, sólo una pizca exagerada, le pone la guinda al pastel del desmadre europeo: lo único que faltaba, precisamente ahora, era que surgiera en el seno de la Unión una amenaza antidemocrática con tintes caribeños. A los extranjeros que hayan leído la declaración de Cohn-Bendit allende las fronteras europeas les habrá parecido, ahora sí, que las finanzas de Europa están desahuciadas. No hay bono que resista un zarpazo tropical.

Menos mal que Hungría está desesperada por conseguir dinero del FMI porque ha sido esto, más que el inicio del procedimiento sancionador contra Budapest anunciado por Bruselas, lo que ha llevado a Orban a ofrecer modificar la legislación antidemocrática que la Unión Europea cuestiona. La directora gerente del FMI, Christine Lagarde, ha dicho que no ayudará a Hungría a menos que la Unión Europea respalde el plan de austeridad de Budapest, sutil advertencia que tiene mucho más de política que de financiera.

Lo cierto es que, a diferencia de lo que hizo la Unión Europea cuando el extremista Jörg Haider pasó a formar parte de la coalición gubernamental austriaca hace una década -es decir, un boicot diplomático en forma-, en este caso Bruselas ha actuado con pinzas. Se ha limitado a criticar tres aspectos de la nueva Constitución húngara y de la legislación secundaria -los referidos al Banco Central, a la edad de jubilación de los jueces y a la agencia oficial de protección de datos-, como si la discusión fuese técnica y no gravemente política.

La Unión tiene diversos mecanismos para actuar contra un miembro que se precipita por una pendiente autoritaria. Uno de ellos es declararlo en violación del artículo 2 del Tratado de Lisboa y aplicar sanciones que incluyen la suspensión del derecho a voto del país en cuestión en las instituciones europeas. Otra es lo que se hizo con Austria. Es cierto que hay que evitar la profecía autocumplida, que es lo que podría ocurrir si Orban se viera acorralado por los europeos. Pero hay muchos factores que juegan en favor de un posición más contundente por parte de la Unión Europea frente a Budapest, empezando por el hecho de que el líder húngaro tiene hoy a la mitad de su país en contra, alarmado por el avance de un proyecto antidemocrático.

No es la primera vez que los ex países comunistas que se incorporaron a la Unión Europea en 2004 y 2007 dan problemas. El caso más notorio fue el del polaco Jaroslaw Kaczynski (hoy, dicho sea de paso, gran defensor de Orban). Pero la diferencia está en que Kaczynski decía más barbaridades de las que hacía, mientras que Orban hace más de las que dice. Además, la muerte de su hermano gemelo produjo el declive del polaco.

El peligro para Europa no es tanto Orban como la eventualidad de que cundan los extremismos por el continente en estos tiempos de zozobra. Ya hemos visto muchos síntomas, el último de los cuales es el crecimiento de la intención del voto de Marine Le Pen, que le pisa los talones a Nicolas Sarkozy en Francia. Es importante que se perciba a Bruselas decidida a matar el huevo en la gallina extremista desde ahora.

Descargar artículo en formato PDF

Acerca de Ocktopus

Chileno, criado en Venezuela, amante de la buena vida, del buen pasar. Inquieto en los temas que me apasionan, siempre indago, busco e intento conocer nuevas cosas. Emprendedor innato. Siempre intento canalizar mis actividades en aquellas cosas que me atraen, de allí que los espacios en la red se vinculan a el turismo, la gastronomía y mantenerse informado.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: