Nerviosismo en torno al referéndum griego

Fecha: 02/11/11

El primer ministro griego Yorgos Papandreu mantiene su propuesta de realizar un referéndum a pesar de las duras críticas y las caídas de las Bolsas mundiales. La mayor parte del Gabinete brindó ayer su apoyo a la consulta popular sobre las medidas de ahorro.Algunos analistas consideran sin embargo que se trata de una falta de responsabilidad ante Europa, mientras que otros celebran el camino, empedrado pero necesario, de la legitimación democrática.
Süddeutsche Zeitung – Alemania

Europa se ha mostrado dispuesta a asumir la responsabilidad de Grecia. En cambio, llamar a un referéndum constituye un gesto de irresponsabilidad hacia Europa, critica el periódico liberal de izquierda Süddeutsche Zeitung: “Con su decisión unánime de convocar el referéndum, Papandreu … ha vuelto a sumir a Europa en la incertidumbre de los días precedentes a la cumbre de la UE. Aún peor: mientras que en las últimas semanas todavía se podía actuar, ahora amenaza una parálisis total. … Resulta difícil vislumbrar una salida: Papandreu vuelve marcha atrás, se desautoriza a él mismo y probablemente no hace más que potenciar la ira en las calles de Atenas y en el seno de su propio Gobierno. De cristalizarse la consulta popular, a Angela Merkel y Nicolas Sarkozy, a los países de la eurozona y a la UE como un todo, al BCE y al FMI, es decir, por decirlo claro, prácticamente al resto del mundo se le va a tener que ocurrir algún modo de superar el tiempo de espera hasta la decisión, y también de tratar el resultado si la mayoría de los griegos se pronuncia en contra de los planes de rescate.” (02/11/2011)

» ir al artículo completo(enlace externo, alemán)
Libération – Francia

Un referéndum en Grecia marca el camino correcto hacia un mayor grado de democracia en Europa, indica el periódico liberal de izquierda Libération: “Papandreu plantea la única pregunta real … ¿qué piensa el pueblo de la brutal cura de austeridad que se abate sobre ellos? Demos gracias a los griegos, a la vanguardia de la desesperación, por plantear dicha pregunta y por responderla en primera instancia. Nos recuerdan de paso que la crisis económica es siempre el primer acto del derrumbe de las democracias. Vivimos actualmente los efectos de un federalismo de la catástrofe, puramente negativo. Que además conduce a la urgencia de poner bajo tutela a ciertos Estados, despojarlos de su soberanía y dejarlos en manos de los prestamistas. Gobernados, de hecho, por los dirigentes de otros países. Dentro de este esquema, las personas no son más que una variable de ajuste; la democracia, un procedimiento de riesgo. En Europa, … un federalismo positivo, dotado de útiles de control y de Gobierno, conducirá también a pérdidas parciales de soberanía. … Necesariamente deberá estar contrarrestado por instituciones democráticas.” (02/11/2011)

» ir al artículo completo(enlace externo, francés)
Blog Jugular – Portugal

Las vehementes reacciones procedentes del mundo de la política y de la economía tras el anuncio de un referéndum en Grecia demuestran cuatro hechos, opina el experto en economía João Pinto e Castro en el portal de blogs Jugular: “1. La idea del acuerdo de la semana pasada no era de hecho perdonar el 50 por ciento de la deuda a los griegos, sino garantizar el 50 por ciento del pagoa los bancos. Con el acuerdo en suspenso, descendió de pronto la cotización de sus acciones. 2. No es sólo el Gobierno alemán el que tiene derecho a preocuparse por la opinión pública. Aunque corran enormes riesgos, son los griegos los que mandan en su tierra y es frente a ellos que su Gobierno responde. 3. Incluso los países con grandes dificultades disponen siempre de algún margen de maniobra de negociación. En este momento se ha hecho obvio que el problema es tanto de los deudores como de los acreedores, visto que tanto unos como otros cometieron errores de evaluación de riesgo. En última instancia, ambas partes tendrán que ceder en algún aspecto. 4. Cuando la fuerza se torna la única lengua reconocida en las relaciones internacionales, cada cual usa los comodines de los que dispone teniendo en cuenta la maximización del efecto pretendido cuando lo juzga más apropiado.” (01/11/2011)

» ir al artículo completo(enlace externo, portugués)
The Daily Telegraph – Gran Bretaña

El nerviosismo en torno al referéndum griego ilumina el verdadero problema de Europa, opina el periódico conservador The Daily Telegraph, a saber, el temor de los eurócratas a la verdad sobre la moneda única: “Los eurócratas están preparados a pagar cualquier precio en lugar de admitir que la moneda única ha sido un error, o, más precisamente, a esperar que sus pueblos paguen, ya que los trabajadores de la UE están exentos de pagar impuestos nacionales. Los países periféricos sufrirán pobreza, desempleo y emigración; los países centrales, aumentos impositivos perpetuos, a fin de que los defensores del euro puedan mantener la cara. Es escalofriante escribir estas palabras, pero es obvio que los líderes de la UE están preparados para menoscabar la democracia griega y hundir su economía en lugar de dejar caer el euro.” (02/11/2011)

» ir al artículo completo(enlace externo, inglés)
Dienas Bizness – Letonia

Las caídas de las Bolsas tras el anuncio de un referéndum en Grecia preocupan al periódico financiero Dienas Bizness: “En realidad, Papandreu pretende realizar un referéndum acerca de la siguiente cuestión: ‘¿Querido pueblo, estás de acuerdo en que paguemos nuestras deudas a los acreedores internacionales?’ … Uno se podría reír de estos europeos del sur y de su capacidad de tomar el pelo a los acreedores, pero lamentablemente tal política posee enormes consecuencias. Justo después del anuncio del referéndum se produjo en las Bolsas de Europa una gran caída. No es un secreto que es ahora justamente Alemania la que se preocupa por el futuro de Grecia, pues muchos fondos de pensiones compraron títulos de deuda griega. Por lo tanto, a los alemanes les preocupan poco los griegos, sino más bien su propio dinero. Pero no es algo que pueda reprochárseles; una sacudida del sistema financiero alemán produciría una crisis en toda Europa.” (02/11/2011)

» ir al artículo completo(enlace externo, letón)


Fecha:02/11/11
Artículo:Europa da ultimátum a Grecia: que decida si se queda o se va del euro
Autor: Ana Fernández y Antonio Rodríguez

Cannes, Francia — Los principales dirigentes europeos dieron un ultimátum a Grecia este miércoles para que decida si se queda o se va de la zona euro, y bloquearon una nueva ayuda vital para la supervivencia económica del país heleno.

“Esperamos proseguir Europa con nuestros amigos griegos”, pero “deben decidir si continúan la aventura con nosotros o no”, dijo el presidente francés, Nicolas Sarkozy, en una conferencia de prensa conjunta con la canciller alemana, Angela Merkel, al término de una reunión con el primer ministro griego, Giorgos Papandreu, en Cannes (sur de Francia).
“Hay reglas que deben respetarse”, espetó Sarkozy, quien recordó que si las “reglas de juego no son aceptadas, ni la Unión Europea ni el FMI van a entregar el más mínimo céntimo a Grecia”.

Grecia esperaba recibir en los próximos días 8.000 millones de euros correspondientes al sexto y último tramo del crédito de 110.000 millones de euros concedidos por la Unión Europea y el FMI en mayo del pasado año, vitales para pagar pensiones y salarios antes de finales de año.

La directora del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, dijo por su parte que la continuidad del préstamo a Grecia está vinculada al resultado del referéndum.

“Cuando se haya realizado el referéndum y se hayan levantado todas las incertidumbres, haré una recomendación al Consejo de Administración del FMI sobre el sexto tramo de nuestro préstamo para sostener el programa económico de Grecia”, afirmó Lagarde en un comunicado difundido en Washington.

Los principales dirigentes europeos y el FMI convocaron a Papandreu para que les explicase las razones para realizar inopinadamente un referéndum sobre el plan de ayuda laboriosamente acordado el pasado jueves en Bruselas por los principales acreedores de Grecia.
Papandreu anunció que la consulta podría celebrarse el 4 de diciembre, después de que sus socios europeos le instaran a que lo hiciera “cuanto antes”, para evitar que la crisis se prolongue.

El anuncio ha caído como una bomba en los mercados, que la víspera sufrieron enormes pérdidas aunque este miércoles se recuperaron un poco cerrando en verde.

No obstante, el fondo de rescate europeo se vio obligado a anular una emisión de bonos por la que preveía captar 3.000 millones de euros (4.100 millones de dólares) para Irlanda, debido al “deterioro de las condiciones en los mercados”, indicó Christof Roche, portavoz del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF).

La canciller alemana aseguró que pese a que la situación es “extremadamente seria”, ni París ni Berlín “abandonarán el euro”.
“Si el pueblo griego dice que no desea” que su país permanezca en la zona euro, “lo respetaremos, pero no abandonaremos el euro”, aseguró Merkel, tras indicar las dos locomotoras de la zona euro quieren seguir “ayudando” a Grecia.

El objetivo del referéndum es decidir “claramente” sobre la pertenencia de Grecia a Eurozona, dijo Papandreu a la prensa al término de este encuentro.

En juego está ahora el paquete de rescate de ayuda que comprende una quita del 50% de la deuda griega en manos privadas -cerca de 100.000 millones de euros de los 350.000 que el país heleno adeuda- la recapitalización de los bancos afectados, así como el aumento de la capacidad de respuesta del FEEF a un billón de euros para evitar el contagio de la deuda a países como Italia o España.

“Estamos preparados para ayudar a Grecia, pero eso implica que Grecia cumpla sus compromisos”, recordó Sarkozy, que junto con Merkel, convocó esta reunión previa a la cumbre de los países desarrollados y emergentes del G20, este jueves y viernes en Cannes.

Los europeos planeaban inicialmente presentar al resto del G20 su plan para restablecer la confianza de los mercados y tranquilizar a Estados Unidos y a los países emergentes, que temen que los problemas europeos frenen su crecimiento económico.

Antes de este encuentro con Papandreu, Sarkozy y Merkel se reunieron en una minicumbre con Lagarde, y las máximas autoridades europeas, Herman Van Rompuy y José Manuel Durao Barroso, así como el jefe de filas del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker.

Este jueves está prevista a primera hora otra reunión con los países de la Eurozona que están también presentes en el G20Alemania, Francia, Italia y España– con las autoridades europeas para analizar la situación generada por el plan griego.

Fecha:03/11/11
Autor:Daniel Gros

Bruselas – El llamado del primer ministro griego Yorgos Papandreu a celebrar un referéndum sobre el plan de rescate acordado en la cumbre de la eurozona a finales de octubre tiene profundas implicaciones para la gobernanza europea. También puede determinar el futuro del euro.

Menos de una semana antes de que Papandreu dejara caer su bomba, los líderes de la eurozona había declarado de manera inequívoca: “La introducción del Semestre Europeo ha cambiado fundamentalmente la manera en que se coordinan nuestras políticas fiscales y económicas a nivel europeo: la coordinación en la UE ahora se lleva a cabo antes de que se adopten las decisiones nacionales”. En pocas palabras, supuestamente había prevalecido una gobernanza que rige la eurozona como un todo.

Técnicamente, el referéndum propuesto por Papandreu no trata directamente sobre política fiscal o económica, pero es una decisión que tendrá enormes consecuencias económicas para la eurozona. A pesar de ello, fue tomada sin ninguna coordinación con los líderes de la misma. Más aún, si los votantes de Grecia rechazan el acuerdo que se les acaba de proponer, el resultado podría excluir cualquier otro tipo de coordinación sobre los problemas de la deuda del país con la Unión Europea. Grecia se hundiría o mantendría a flote por su cuenta.

Por tanto, sólo unos días después de que los jefes de estado y de gobierno de la eurozona euro se felicitaran por el éxito de la cumbre, el concepto de coordinación ha demostrado no tener sentido para el país donde más importa. La decisión de Papandreu también expone el defecto fatal de grandes planes para una unión política o fiscal que dé sustento al euro: el “pueblo”, no los gobiernos, sigue siendo el verdadero soberano. Los gobiernos pueden firmar tratados y hacer compromisos solemnes de subordinar su política fiscal a los deseos de la UE en su conjunto (o, para ser más precisos, a los deseos de Alemania y el Banco Central Europeo), pero al final la gente puede rechazar cualquier programa de ajuste que “Bruselas” (es decir, Berlín y Frankfurt) les desee imponer.

La UE sigue siendo un conjunto de estados soberanos, y por lo tanto, no puede enviar un ejército o la policía para hacer cumplir sus pactos o cobrar la deuda. Cualquier país puede abandonar la UE – y, por supuesto, la eurozona- si la carga de sus obligaciones se vuelve demasiado onerosa. Hasta ahora, se había supuesto que el costo de la salida sería tan alto que ningún país lo consideraría. Ya no parece ser el caso, o así lo parecen creer los griegos.

Esto también implica que los eurobonos no serán la panacea que, como algunos esperaban, resuelva la crisis de la deuda soberana de Europa. Mientras los estados miembros sigan siendo plenamente soberanos, los inversores no pueden tener la seguridad de que, si se produce un quiebre en la eurozona, algunos estados sencillamente se nieguen a pagar o rechacen hacerlo por otros.

Con el aumento de la resistencia popular en Alemania y Holanda a pagar por el derroche del sur de Europa , los gobiernos de esos países pueden verse obligados a preguntar a sus pueblos si están dispuestos a asumir los enormes costes que implica su compromiso de rescatar a los miembros de la eurozona que no quieran o no puedan pagar. Es por eso que los bonos emitidos por el fondo de rescate de la eurozona, el Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (EFSF, por sus siglas en inglés), se cotizan a una prima sustancial con respecto a la deuda alemana y han sido infructuosos los esfuerzos por Klaus Regling, jefe del EFSF, por convencer a China, Japón y otros países asiáticos de que los compren.

El mensaje más amplio de la medida griega es que “la coordinación” ha sido hasta ahora un eufemismo para el control casi total por parte de los acreedores (a veces junto con el BCE). El intento de imponer una benevolente dictadura de los acreedores se está encontrando con una rebelión de los deudores. Los mercados financieros han reaccionado con tanta fuerza porque los inversores ahora comprenden que “la deuda soberana” es la deuda de un estado soberano que simplemente puede decidir no pagar.

Los tenedores de bonos de los estados miembros de la eurozona han sido puestos sobre aviso de que, cuando las cosas se ponen difíciles, se le podría preguntar al verdadero soberano, “Nosotros, el pueblo”, si realmente quiere pagar. Y la respuesta bien podría ser un rotundo “no”, como sugieren las encuestas de opinión en Grecia y la experiencia de Islandia (cuya población rechazó dos veces acuerdos a los que había arribado su gobierno).

Nadie puede saber en este punto si Portugal o Italia podrían ser los próximos hitos en este camino de resistencia. Sin embargo, el resultado es bastante predecible: primas de riesgo en alza en toda la periferia de la eurozona.

Así, la decisión de Papandreu de llamar a un referéndum en Grecia podría significar el inicio del fin del euro. En este punto, la moneda común sólo puede salvarse si los países sistémicamente importantes -a saber, Italia y España- adoptan medidas concertadas para demostrar que son diferentes de Grecia.

El Autor,dirige el Centro de Estudios de Política Europea.

Acerca de Ocktopus

Chileno, criado en Venezuela, amante de la buena vida, del buen pasar. Inquieto en los temas que me apasionan, siempre indago, busco e intento conocer nuevas cosas. Emprendedor innato. Siempre intento canalizar mis actividades en aquellas cosas que me atraen, de allí que los espacios en la red se vinculan a el turismo, la gastronomía y mantenerse informado.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: