La ciencia descifra nuevos misterios de la inteligencia humana

 

Fecha: 13/08/11
Autor: Jennifer Abate C
Fuente: Tendencias

Ni el mayor desarrollo de un área específica del cerebro ni la genética ni el ambiente. Ninguno de estos factores puede, por sí solo, explicar por qué una persona es más inteligente que otra. La clave está, según un nuevo estudio, en la eficiencia energética de las redes neuronales de cada ser humano.

Todos creemos saber cuándo una persona es más inteligente que otra. Los logros académicos, la toma de decisiones acertadas o, incluso, la capacidad para sonreírle a la vida son señales inequívocas de aquella habilidad de orden superior, tan difusa, que conocemos como inteligencia. Y todo esto lo medimos sin tener una explicación clara de por qué algunos son más inteligentes que otros. Ahora, un reciente estudio, publicado por un equipo de la Universidad de Cambridge, asegura haber dado con la razón de esta ventaja. La eficiencia energética, la misma que hace que podamos iluminar toda nuestra casa gastando el mínimo posible en electricidad, es el factor que explica por qué algunos tienen mayor capacidad intelectual que otros.

El profesor Edward Bullmore, coautor del estudio, explica que, a pesar de que aún no se sabe qué mecanismos específicos están tras esta eficiencia, se mide por “cuán fácil es mandar una señal de una parte del cerebro a otra sin un gasto excesivo de recursos, que es lo que se observa en todas las redes con alta eficiencia”. El científico explica que cuando realizamos tareas intelectuales complejas, el cerebro gasta más recursos en hacer las conexiones necesarias, lo que limita su capacidad para cubrir otras demandas. Pero hay algunas personas, las más inteligentes, que son capaces de enfocarse en un pensamiento complejo de manera eficiente, ahorrando recursos que se reinvierten en más conexiones neuronales, lo que se traduce en análisis más elevados y la generación de nuevas ideas. La genética y el entrenamiento son las responsables de esta habilidad.

Según esta investigación, cerca de un 60% de la eficiencia neuronal está dada por los genes, que juegan un papel fundamental, sobre todo en la región prefrontal del cerebro, encargada de la planificación, el pensamiento estratégico, la toma de decisiones y la memoria, todos aspectos vinculados a la inteligencia.

O sea, probablemente, Einstein tenía una capacidad innata para el pensamiento superior. Se cree que el científico nunca se sometió a un test de coeficiente intelectual, pero actualmente, los especialistas estiman que su C.I. habría estado cerca de los 160 puntos, siendo que el promedio de los seres humanos se mueve alrededor de los 100.

El poder de la red

Uno de los aspectos en los que hace hincapié esta investigación es en que la inteligencia no depende de un factor ni de áreas específicas en el cerebro, sino de la capacidad de generar conexiones neuronales eficientes y rápidas. Lo que se sabe, confirma el neurólogo y docente de la Facultad de Medicina de la UDP, Rodrigo Galeno, es que una red neuronal eficiente es aquella en “la que existe un circuito más automático, que funciona así gracias a más repeticiones”.

Galeno corrobora el valor genético. Por ejemplo, dice, entre más vaina de mielina recubra a los axones, más rápido las neuronas se conectarán con otras, ya que “aísla, igual que el plástico a un cable eléctrico, y hace que el impulso se conduzca más rápido”. La cantidad de células gliales -que funcionan como soporte de las neuronas, pero también participan en el procesamiento de la información- también es fundamental, asegura el especialista, así como el equilibrio químico en el que las células nerviosas se desempeñan dentro del cerebro.

Sin embargo, cuando vemos a dos hermanos, de los cuales uno es evidentemente más inteligente que el otro, podemos permitirnos dudar del poder de la genética. Las diferencias, en este caso, se deben a ese no despreciable 40% restante que regula la capacidad intelectual, y que proviene del ambiente. El doctor Lars Chittka, especialista en el tema de la Universidad de Londres, señala que, por ejemplo, “se sabe que las personas que deben desarrollar tareas espaciales demandantes, como los conductores, tienen más desarrollado el hipocampo“, el área encargada de la navegación espacial.

Sin embargo, no todo son buenas noticias, pues esta capacidad no es eterna: otro estudio de Edward Bullmore señala que la edad deteriora el desempeño energético de las redes neuronales.

El cerebro de Twitter

Quizás una de las mejores formas de explicar el mecanismo que regula nuestro coeficiente intelectual, sea la que usó el profesor Bullmore en el Festival de Ciencia de Cambridge de este año, donde realizó un experimento en vivo, que graficó cómo se despliega el flujo de información de millones de personas “twitteando” sobre un mismo tema en la red social. El resultado: el flujo que se da sobre un tema en Twitter es muy parecido al de las conexiones del cerebro humano.

“Nuestro cerebro tiene billones de células nerviosas, conectadas a través de trillones de sinapsis, de modo que tratar de averiguar cómo funciona basándose en una sola célula o sinapsis es imposible”, dijo el científico en esa oportunidad. Lo mismo que ocurriría si tratáramos de entender la eficiencia de la red social basándonos en un solo twitt; sería imposible, pues sólo funciona en la medida en que nos conectamos con la gente adecuada para ciertas conversaciones, y que puede proveernos de información específica de la manera más rápida posible.

Anuncios

Acerca de Ocktopus

Chileno, criado en Venezuela, amante de la buena vida, del buen pasar. Inquieto en los temas que me apasionan, siempre indago, busco e intento conocer nuevas cosas. Emprendedor innato. Siempre intento canalizar mis actividades en aquellas cosas que me atraen, de allí que los espacios en la red se vinculan a el turismo, la gastronomía y mantenerse informado.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: