Política: Bienvenidos, “parlaministros”

Fecha: 28/07/11
Autor: Jorge Insunza | Ex diputado PPD, gerente de Com. Estratégica de Imaginacción

Se ha criticado que, para armar su nuevo gabinete, Piñera haya recurrido nuevamente a figuras del Senado. Pero éste podría ser el primer paso para que Chile abandone por fin el ultrapresidencialismo.

El paso de parlamentarios a ministros es otro síntoma de que Chile puede y debe avanzar a un régimen semipresidencial. Sin buscarlo, el uso de esta opción por Bachelet y Piñera ha legitimado esta alternativa. Ahí nadie discute que los ministros surjan del Parlamento; de hecho, se valora que hayan pasado por una prueba democrática.

Entiendo la crítica al cambio de gabinete y la ironía con la que se cuestiona la falta de equipos de Piñera, cuyos grupos Tantauco resultaron un bluf, pero hay algo positivo, porque refleja el agotamiento del régimen ultrapresidencial chileno. El problema del reemplazo de esos congresistas es una arista distinta, asociada a la esclerosis de nuestro sistema electoral. Hay que separar ambas cosas.

La designación de Carolina Tohá en el gabinete de Bachelet no se debió a que no hubiera alternativas: ella era una figura de renovación, respetabilidad y solvencia, útil en una etapa que exigía un delicado manejo de la crisis económica mundial más seria de las últimas décadas. Los nombramientos de Allamand y Matthei, primero, y de Chadwick y Longueira, después, llenaron un evidente vacío de liderazgo y conducción política del gobierno de Piñera. Es decir, hay razones de Estado.

Si se tratara de un régimen semipresidencial o parlamentario, este cambio de gabinete sería la caída de un gobierno y la formación de otro dentro de la misma coalición. A mi juicio, ése es su carácter: cae el gobierno Piñera-Hinzpeter y emerge el gobierno Piñera-UDI.

Más a fondo, todos estos casos revelan que hay una capacidad de gestión gubernamental entre los parlamentarios que queda atrapada en la irrelevancia de un Congreso que ha perdido poder e influencia. Hay una capacidad política y ejecutiva que no fluye con normalidad entre ambos roles. A su vez, el régimen semipresidencial también cambiaría la cultura del Parlamento. Ahí ronda un círculo vicioso: la falta de poder del Congreso da más espacio al populismo, porque no siempre se asume la responsabilidad por los resultados. Es más fácil recurrir a la demagogia sabiendo que va a haber otro, en general del gobierno, que va a poner los límites, asumiendo el costo respectivo. En cambio, compartir la responsabilidad del poder, siendo parte de un gabinete o de la coalición que debe garantizar la gobernabilidad o de aquella que aspira a ejercerlo, ya es, en sí mismo, una fuente de balance de poder y responsabilidad.

En un régimen semipresidencial tampoco habría que reemplazar a los parlamentarios que asumen un ministerio y nos evitaríamos la bochornosa tarea de elegir diputados o senadores designados. Por ahora, los enredos se suman y multiplican: las disputas por un cupo han pasado los límites del pudor; la alternativa de una elección complementaria, que es la más sana y decente, es resistida por quienes defienden el sistema binominal, porque pasaría a ser una elección uninominal; otros sugieren que en cada elección se elija un “candidato alterno”, aunque no sé quién se prestaría para tal humillación.

Es decir, esta crisis abre la posibilidad de discutir el régimen político y electoral.

+ Información Retro

¿Qué es el grupo Tantauco?

El grupo Tantauco son 1200 profesionales integrantes y 36 comisiones, que durante dos años trabajaron para elaborar el programa de gobierno de Piñera, y cronogramas para los primeros cien días y el primer año de gobierno/gestión. Ellos entregaron al presidente electo el resultado de su trabajo en abril del año 2009.

A partir de ese momento, el sello del trabajo cambió. Superada la etapa de
diagnóstico y diseño de propuestas, asumieron un rol central los macrocoordinadores, para, en conjunto con Sebastián Piñera, afinar los documentos finales.

Piñera ha estado involucrado intensamente en la labor de estos equipos, al punto de que en los últimos meses se reunía periódicamente con cada una de las comisiones, hasta con dos por día, para conocer avances, hacer correcciones, pedir profundizaciones. Diez son los ejes centrales que prioriza el trabajo. Entre éllos, especial énfasis se adjudica a enfrentar la crisis económica y el desempleo, como también a los temas de salud y educación. El programa y proyecto no sólo apunta a la alternancia en el gobierno, sino a cambiar la forma de gobernar. En este sentido, si bien el trabajo del Grupo Tantauco es una vertiente importante para definir el programa de gobierno, similar relevancia le adjudica al acopio de ideas que obtendrán directamente de la gente. Ellos escucharon a las personas que quisieron oirlos a través de cabildos abiertos en las comunas y en consejos ciudadanos en cada una de las regiones. También recibieron ideas en los grupos ‘Chile con todos’, o en ‘Cuéntame el Chile que quieres’: en página web donde recibieron más de 50 mil propuestas desde distintos puntos del país.

Un promedio de edad de 36 años tiene el contingente de 1.200 profesionales que integraron las 36 comisiones del Grupo Tantauco, palabra huilliche que significa “lugar donde se juntan las aguas”. La macrocoordinadora de Tantauco era/es María Luisa Brahm, quien ha trabajado codo a codo con los otros encargados de áreas, Felipe Larraín, Felipe Morandé, Rodrigo Vergara y Harald Beyer. La comisión más numerosa era/es la de Relaciones Exteriores y la de creación más reciente la de Bicentenario.

Este equipo ha calculado el presupuesto que requiere para concretar sus propuestas y además ha hecho un seguimiento del gasto presupuestario real, con miras a tener algo que decir en la próxima discusión presupuestaria, ya que el gobierno que asume el 11 de Marzo del 2010 tendrá que ceñirse a esos recursos para ejercer su gestión.

No nos olvidemos que el Presupuesto del Año 2010 es el Presupuesto que presentó Michelle Bachelet en el Congreso y que ya fue aprobado. Pero se trata de un cambio de gobierno y el nuevo presidente tiene derecho a la libre disposición de una determinada cantidad fuera del Presupuesto para poder cumplir con sus propias propuestas de gobierno.

El presupuesto del año 2011 ya será plenamente presentado por el nuevo gobierno del Bicentenario a fines del año 2010.

Anuncios

Acerca de Ocktopus

Chileno, criado en Venezuela, amante de la buena vida, del buen pasar. Inquieto en los temas que me apasionan, siempre indago, busco e intento conocer nuevas cosas. Emprendedor innato. Siempre intento canalizar mis actividades en aquellas cosas que me atraen, de allí que los espacios en la red se vinculan a el turismo, la gastronomía y mantenerse informado.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: