Cultura: Una página sin vuelta atrás

Fecha: 02/06/11
Fuente: Qué Pasa
Autor:Adrián Puentes

Los libros digitales están revolucionando a la industria editorial. Noticias como la quiebra de la gran cadena borders y la oferta de compra de BarneS & noble confirman que en el negocio se está escribiendo un nuevo capítulo.

En la pasada Book Expo America, la feria de libros más importante de Estados Unidos, una de las entradas estaba dominada por un pequeño pero elocuente stand: “Amazon Publishing”, se leía. Era la primera vez que el encuentro editorial neoyorquino incluía a la poderosa tienda virtual. Pero ésa no era la única novedad: al internarse entre los puestos de los gigantes de la industria, el visitante se encontraba, en un sector exclusivo, con decenas de editoriales, distribuidoras, desarrolladores tecnológicos y consultores dedicados al objeto símbolo, el culpable o salvador (según se mire) de la actual crisis de la industria editorial: el e-book o libro electrónico.

El encuentro, que reunió a más de 21 mil profesionales del mundo editorial, sirvió para confirmar un hecho innegable: la industria de los libros ha cambiado radicalmente. Bastaba darse una vuelta por alguna de las decenas de conferencias para sopesar la magnitud del fenómeno. Ante la atenta mirada de los asistentes, casi de lo único que se discutía era de los nuevos formatos, las nuevas herramientas de marketing, el peso de los e-books y e-readers (lectores digitales) y tabletas en el mercado, las nuevas formas de relación entre editores y lectores, entre otros temas. Fueran apocalípticos o integrados respecto al nuevo orden, los asistentes escuchaban las discusiones con ferviente atención.

Los hechos se han precipitado a un ritmo aceleradísimo, especialmente desde la aparición del Kindle de Amazon, y el iPad, de Apple. El de Amazon ha sido el que ha penetrado con más fuerza, acaparando la mayoría de las compras del sector. En EE.UU., de acuerdo a la consultora Forrester Research, ya hay 7 millones y medio de Kindles en el mercado. En términos más generales, según la Association of American Publishers, las ventas de e-books en EE.UU. crecieron de 166,9 millones de dólares en 2009, a 441,3 millones en 2010, al menos entre las seis mayores editoriales norteamericanas: Hachette, HarperCollins, Macmillan, Random House y Simon & Schuster. Según las proyecciones de diversos analistas, para este grupo los e-books podrían representar hasta un 25% de sus ingresos durante este año. Y se augura que el crecimiento siga siendo exponencial en el futuro.

Con su iPad, en tanto, Apple pone al libro en competencia con muchas otras funciones de entretenimiento. A pesar de que la lectura es sólo una entre sus muchísimas aplicaciones, vale percatarse de la penetración de las tabletas en el mercado norteamericano. Un estudio a cargo de ComScore confimó que, en abril pasado, 7,8 millones de personas poseían uno de estos aparatos.

Cada semana se publican noticias sobre la industria, que refuerzan la impresión de un cambio sin vuelta. Uno de los hechos más simbólicos fue la quiebra de la cadena de librerías Borders. La poderosa Barnes & Noble, en tanto, ha asumido una admirable estrategia con la creación del Nook, un lector digital que está compitiendo con el Kindle. Esta iniciativa explica la oferta de compra, hace un par de semanas, del 70% de Barnes & Noble de parte del conglomerado Liberty Media.

Pero hay más. En un temido pero esperado movimiento, Amazon anunció en la misma Book Expo America la creación de una editorial de libros de misterio llamada Thomas & Mercer, que se une a Montlake, la editorial de libros “románticos” inaugurada el mes pasado. Con esto, Amazon demuestra la intención de ingresar definitivamente a la creación de contenido, es decir, al reino de las editoriales.

Hay todavía muchísimos asuntos irresueltos, como el precio y el porcentaje justo para los autores. El principal desafío hoy, sin embargo, parece ser cómo integrar el negocio de libros de papel, que aún constituye la mayor parte del mercado, con estas nuevas y crecientes tecnologías.

Anuncios

Acerca de Ocktopus

Chileno, criado en Venezuela, amante de la buena vida, del buen pasar. Inquieto en los temas que me apasionan, siempre indago, busco e intento conocer nuevas cosas. Emprendedor innato. Siempre intento canalizar mis actividades en aquellas cosas que me atraen, de allí que los espacios en la red se vinculan a el turismo, la gastronomía y mantenerse informado.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: