El rompecabezas de la deuda griega

Fecha:17/05/11
Fuente:Presseurop

Poco a poco se va forjando la idea de reestructurar la deuda para salvar a Grecia, aunque los economistas y los Gobiernos no estén todos de acuerdo. Para la prensa europea, ante todo es urgente encontrar una solución duradera.

El 17 de mayo, los ministros de Finanzas de la eurozona han abierto la vía a una reestructuración de la deuda griega con un eufemismo. “Cambio de perfil”: este es el término elegido para no asustar a los acreedores y significa que el Eurogrupo podría optar por una “reestructuración light”, tal y como señala en su portada Handelsblatt.

El diario económico explica que existen cuatro posibles salidas a la crisis griega: nuevos préstamos para que Grecia pueda reanudar el crecimiento, es decir, seguir la misma política, una posibilidad que los economistas consideran irrealista; una “reestructuración suave” con la que los acreedores acuerden voluntariamente la prolongación del plazo de reembolso e intereses menos elevados; una reestructuración más dura de la deuda con la que se elimine una parte de los créditos; o bien, la salida de la eurozona.

Handelsblatt asegura que para los acreedores ha comenzado la cuenta atrás hacia la participación en una reestructuración y por lo tanto, hacia las pérdidas. Incluso el Gobierno alemán ha empezado a conversar con los bancos, las compañías de seguros y otros fondos que poseen obligaciones griegas.
__

“Internamente, el Deutsche Bank ha aceptado renunciar a hasta un 20 o un 30% […] de sus créditos y se prepara para las pérdidas. […] Pero esta reestructuración light, ya que no hay consenso entre los Estados miembros para proceder de forma más radical, tan sólo es un paso intermedio hacia la adopción de medidas más duras. Prácticamente ningún economista recomienda ya la eliminación parcial de la deuda”.
__

Por su parte, el Financial Times Deutschland señala que, ante la incertidumbre, la situación actual es una “prueba de paciencia para los inversores”. Pero para otro gran diario económico alemán, el plan de reestructuración “suave” de la deuda ya es un fracaso incluso antes de su adopción.
__

“Prolongar el plazo de reembolso no puede resolver los problemas del país. La recuperación financiera es demasiado débil.
No se puede esperar gran cosa de los griegos. Aunque el Gobierno afirme en sus visitas a Berlín y Bruselas que quiere ahorrar más, no lo logrará. Más que con los griegos, habrá que contar con el resto de los europeos, sobre todo con Alemania. Los inversores podrán volver a confiar en el deudor griego en los mercados financieros únicamente si los europeos afirman claramente tomarse en serio el rescate de Grecia y que no aceptarán una ‘reestructuración dura’. Para ello, son necesarios también nuevos préstamos, pero sobre todo nada de intereses elevados”.
__

En Atenas, observan estas discusiones con preocupación. Ta Nea hace referencia en su portada a “los juegos europeos para el consentimiento”. Porque la UE exige el consentimiento de la oposición conservadora a las medidas de rigor como condición para conceder un nuevo préstamo de 50.000 a 60.000 millones de euros. “Bruselas juega con fuego”, estima el editorialista Giorgos Papachristos.
__

“Por primera vez, el presidente del Eurogrupo [Jean-Claude Juncker] habla de una posible renegociación de la deuda, pero antes de eso son necesarias medidas, más privatizaciones y sobre todo un consentimiento. El consentimiento de la oposición conservadora. Al aumentar la presión sobre la necesidad de un consentimiento de la clase política, Bruselas hace de ello una condición. Pero en caso de fracaso, habrá elecciones legislativas anticipadas”
__

Por su parte, Londres estima que es urgente encontrar una solución. Según el diario The Guardian, Grecia podría ser “el próximo Lehman Brothers”, el banco cuya quiebra en 2008 fue el desencadenante de la crisis financiera. El periodista Larry Ellliot plantea dos maneras de actuar.
__

La primera es transformar la unión monetaria en una unión política y crear los mecanismos presupuestarios para transferir recursos en un espacio fiscal único. Con ello se cumpliría la ambición de los creadores del euro y se admitiría que el compromiso actual es inestable por naturaleza. La segunda sería admitir la derrota, anunciando planes elaborados con prudencia para crear una Europa de dos velocidades, cuya parte periférica estaría vinculada al núcleo por tipos de cambios fijos pero ajustables.No parece probable ninguna de estas opciones, aunque la caída de Lehman demuestra los límites del remiendo actual. El futuro de la eurozona no se decidirá ni en Atenas ni en Lisboa, sino en París y en Alemania. Los dos pesos pesados han invertido toneladas de capital político en “el Proyecto” e insisten para que no se produzca ni la quiebra ni la salida del club.
__

En Madrid, El País destaca
__

“la paradoja del ajuste fiscal que atenaza a Grecia y que probablemente también angustiará a Irlanda: las contracciones fiscales exigidas merman la posibilidad de crecimiento y, por tanto, reducen las posibilidades de devolución de la deuda de los países rescatados. El callejón del rescate sólo tiene una salida: una reducción intensa de los salarios reales en los países rescatados que debe acompañar a los ajustes y las reformas”.”Bruselas se enfrenta al riesgo de que Grecia sea una avanzadilla de lo que puede suceder con Irlanda y Portugal. Pero lo cierto es que Berlín y París no pueden aceptar el fracaso del rescate griego. Sería un precedente desmoralizador. De ahí que empiecen a mostrar “comprensión” hacia un plan adicional de rescate de Grecia”.
__

Pero en Ámsterdam, el jurista e historiador Thierry Baudet y el economista David Hollanders recuerdan en Volkskrant que
__

“La mayoría de los ciudadanos neerlandeses, alemanes, británicos y finlandeses, algo nada despreciable en una democracia, no creen realmente en la solvencia de los griegos. (…) Para evitar crisis de este tipo en el futuro, sería necesario, tal y como escribe [el economista neerlandés] Harrie Verbon, considerar la creación de una ‘instancia poderosa’ que imponga una disciplina presupuestaria. (…) Poco a poco, nos dirigimos hacia los Estados Unidos europeos.
__

Anuncios

Acerca de Ocktopus

Chileno, criado en Venezuela, amante de la buena vida, del buen pasar. Inquieto en los temas que me apasionan, siempre indago, busco e intento conocer nuevas cosas. Emprendedor innato. Siempre intento canalizar mis actividades en aquellas cosas que me atraen, de allí que los espacios en la red se vinculan a el turismo, la gastronomía y mantenerse informado.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: